0
El Feng Shui y la organización

La organización y el Feng Shui

¿Cómo influye el Feng Shui en la organización? ¿Y la organización en el Feng Shui? ¡Descubre cómo mejorar la energía de tu casa!

 

¡Hola, amantes del equilibrio!

No, no soy experta en Feng Shui, pero la verdad es que me encantaría. Por si no lo sabéis, el Feng Shui es un arte, una ciencia, una filosofía china milenaria que estudia los flujos de la energía y cómo nos afectan. Una disciplina muy compleja, por cierto.

Lo que nos hace felices

Por eso, cuando decidí mudarme (como ya os conté en Todo empezó con el método KonMari), me propuse que el Feng Shui de mi nueva casa fuera lo mejor posible. Así que me puse a investigar. Y cuál fue mi sorpresa cuando descubrí que el primer paso en toda consultoría de Feng Shui es deshacernos de todo lo que no necesitamos, lo que no nos aporta nada, en definitiva, lo que no nos hace felices. ¡Exactamente igual que en el método KonMari! Y, si lo piensas, tiene todo el sentido del mundo: todo posee una energía y, si hay algo con mala energía en una zona que tiene que ver, por ejemplo, con los negocios, es lógico que los negocios no te vayan tan bien como podrían.

El orden

El orden también es fundamental en el Feng Shui. De hecho, una superficie de trabajo despejada propicia la aparición de nuevas oportunidades. Así que antes de comprar lámparas de sal del Himalaya, móviles sonoros o amuletos varios, haz una cuidadosa selección de todo lo que ya tienes en casa, pues podrías potenciar justo aquello que quieres evitar.

Colocación de elementos

Por otro lado, la disposición de los muebles y elementos es crucial en el Feng Shui: los pasillos largos o las puertas y ventanas enfrentadas hacen que la energía pase demasiado rápido, casi con violencia (ahora entiendo por qué a todo el mundo le da miedo mi megapasillo); los escritorios en los que te sientas de espalda a la puerta propician las sorpresas desagradables o las traiciones (claro, hijo, porque no te enteras de lo que pasa detrás de ti) y por eso la mejor posición para trabajar es de espaldas a una pared y viendo la puerta, sin estar directamente enfrente.

Y sí, el Feng Shui nos da herramientas para contrarrestar estos ambientes poco propicios, pero siempre será más importante que haya orden, limpieza y que todo esté organizado con lógica.

¿Lo sientes?

Muchos pensarán que esto son chorradas, que es todo sugestión. Yo no puedo estar más en desacuerdo. Si fuera así, siempre nos sentiríamos igual de cómodos en todos los ambientes, en todos los lugares en los que estuviéramos. Y no es así. Es solo que los occidentales hemos perdido ese sexto sentido que los orientales llevan milenios cultivando de una forma sistemática y científica.

Tengo la determinación de seguir estudiando y experimentando y, así, afinando mi percepción de la energía, para lograr facilitar a mis clientes (y a mí misma) casas más armónicas, que transmitan paz desde el momento en que cruzas la puerta. O incluso antes.

Por cierto, mañana viernes doy un taller en PortalSeis coworking sobre Los colores y el Feng Shui en el espacio de trabajo, pero ya no quedan plazas. Volaron. Sorry.

Así que, si quieres transformar tu casa en tu remanso de paz, puedo ofrecerte que me sigas por Instagram o Facebook para enterarte de mis próximos talleres, o bien que reserves tu sesión de introducción al método baransu, personal y gratuita, en la que te daré las claves para que tu casa sea como siempre has soñado.

  • Post compartido

Gritona, optimista y dicharachera. Mi tema de conversación preferido son los viajes, mejor cuanto más lejos y más baratos. Adoro ir al cine, pero voy poco (snif). Me pierden los gatos. Siempre tengo un nuevo proyecto, viaje o cambio de decoración en la cabeza. ¿Me sigues el ritmo?

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *